El Lobo ganó, gustó, goleó y sigue con vida en la Copa de la Liga

En un partido lleno de situaciones y con el VAR como protagonista, Gimnasia venció 3-0 a Platense. Quedó a tres puntos de Defensa, el cuarto de la Zona A.

Si moja Tarragona, a los hinchas de Gimnasia ya se les comienza a dibujar una sonrisa… Como ante San Lorenzo, Talleres y Atlético Tucumán, el delantero la mandó a guardar contra Platense y los dirigidos por Pipo Gorosito festejaron y todavía sueñan con meterse en la siguiente fase de la Copa de la Liga Profesional. En un partidazo en Vicente López, lleno de situaciones para ambos, los de La Plata ganaron 3-0 y no se bajan de la pelea.

En un arranque frenético, antes de los dos minutos, Eric Ramírez ya había tirado un cabezazo por arriba del arco defendido por De Olivera. Y enseguida la Perla provocó el penal que abrió el partido: le punteó la pelota a Morgantini, que le terminó dando un patadón. Desde Ezeiza llamaron a Penel y tras revisar la jugada (descartó una mano en la previa que reclamó el Calamar), sancionó la falta que no vio. Tarragona transformó el penal en gol y ofreció disculpas por su pasado en Platense.

Pero no fue todo lo que tuvo el inicio de locos, lleno de situaciones. Los locales lo empataron gracias a Bertolo aunque ese grito quedó atragantado: el VAR, otra vez impecable, lo anuló por un fuera de juego del volante.

Con Tarragona como figura (la única vez que hizo un gol en este torneo y su equipo no ganó fue ante Defensa), el punta también participó del segundo tanto de su equipo: le puso un pase en profundidad a Carbonero, que fue camiseteado por Infante cuando se iba derechito al gol. Pero esta vez el ex Vélez no lo pateó y fue Ramón Sosa el autor del 2-0 desde los 12 pasos.

Ya con la ventaja del 2-0, los de Pipo plancharon el partido y lo liquidaron con una contra de Ramírez, en el inicio del ST. Con 11 partidos jugados, el Lobo quedó a tres puntos de Defensa, el último en que estaría avanzando de ronda en la Zona A. ¿Qué le queda para cerrar? Unión (local), Patronato (visitante) y Newell’s (local).

Por su parte, Platense -que hizo méritos para hacer un par de goles- sigue sin sumar de a tres. El cambio de Spontón por De Felippe, que fue expulsado por un reclamo a Penel, no cambió la sintonía: hace ocho partidos que no gana y quedó cerca de la zona de descenso.